junio 04, 2017

Kenya, febrero de 1952



Es Reina y aún no lo sabe.
El antiguo Imperio ha esperado
una Eternidad por este momento
y Ella no lo sabe.

Llegó hace poco a Nairobi.
Fue recibida por los Reyes Ancestrales
y sus súbditos de oro y cobre.
A su lado, el Duque
fiel pero algo ingenuo
ante el Destino de Su Alteza Real.

Está llamada a ser la Reina
más Longeva del Mundo
pero aún no lo sabe.
Disfruta los últimos días
de su vida sencilla
pero algo en Ella se prepara para Lo Eterno.

Llegó siendo Princesa a Kenya.
Esta tierra. Este continente.
La hicieron Monarca.

Cuando ese avión aterrice
nada será igual.

No hay comentarios.: